sábado, 1 de julio de 2017

¿Por favor?


Causa asombro saber que el Dios eterno 
invita al ser humano a pedirle regalos.
Sin embargo, esto es precisamente lo que
Jesùs enseño. (Mateo7:7-11).
Esto no significa que Dios nos darà 
exactamente lo que le pedimos, cada vez que 
se lo pidamos.

Un padre sabìo no le darà a su hijo tres
barras de chocolate aunque el niño 
se lo pida.

La promesa de Dios es que darà 
"buenos regalos"
a quienes le pidan. Los padres no
le dariàn a un hijo algo que ellos 
saben que es destructivo, aunque 
el niño se lo pida insistentemente,
tampoco Dios.
El nos ama demasiado como para
hacer eso.

Marol  
 
Free Flower Cursors at www.totallyfreecursors.com